All for Joomla All for Webmasters
 

Embarazo

Embarazo

Sentimientos Encontrados del Embarazo.

Las hormonas y nuestra mente hacen de las suyas en esta etapa.

Como es bien sabido, durante el embarazo experimentamos muchísimos cambios, no sólo físicos sino también emocionales y quizá esos son los más fuertes porque esos no los vemos, los sentimos.

Les cuento mi historia y tal vez, sólo tal vez te sientas identificada.

MI PRIMER EMBARAZO: MAMÁ POR PRIMERA VEZ

En definitiva enterarme de que estaba embarazada me dejo en shock, no lo esperaba, estaba asustada, preocupada. No sabía que hacer.

Cuando logré asimilarlo, estaba feliz, emocionada, triste, nostálgica, enojada, estaba todo al mismo tiempo.

Durante el primer trimestre y al no notarse mi pancita sólo podía imaginarme con ella y me daba mucha emoción, imaginaba sentir sus movimientos y sonreía inevitablemente, pero también tenía miedo, tenía pavor de que no se lograra, de que la ilusión que ahora tenía se esfumara.

Cuando mi vientre empezó a crecer y lo sentí por primera vez moverse, fue una alegría inmensa la que invadió mi ser, cada visita el médico para verlo y saber que todo iba de maravilla me devolvía el alma al cuerpo y me daba la paz y la tranquilidad que necesitaba, pero también me llegaba la preocupación de saber si me estaba cuidando apropiadamente, me entraba la ansiedad por prepararme lo mejor posible y me ponía a investigar sobre bebés, sobre mi mes de gestación, sobre bebés, quería saber más para estar lista para recibirlo. Me daba miedo pensar en no tener la capacidad de estar a la altura de la situación. En ocasiones la tristeza me inundaba pues sentía y pensaba que me había faltado tiempo para adquirir más experiencias personales para compartirlas con él.

Pero la frustración no se quedaba fuera de ese manojo de sentimientos, me irritaba como me veía la gente por ser una joven embarazada, me enojaba que mis hermanos (siendo aún niños) fueran tan inquietos, me daba coraje no poder cumplir mis antojos cuando el horario y los cuidados de mi mamá no me permitían cumplirlos.

Llegando al final de ese primer embarazo, me deprimí un poco, mi esposo y yo aún no vivíamos juntos y él se había perdido de todo el proceso, al menos físicamente, pues siempre estuvo pendiente de nosotros a pesar de la distancia. Pero anhelaba haber vivido todo eso a su lado.

La ansiedad llego de nuevo y quería tener todo limpio y en orden para la llegada de mi pequeño, redecoramos el cuarto, lo pintamos, compramos muebles, lave y planche toda su ropa, compre pañales de todas la tallas, cremas y shampoos de las mejores, toallitas y demás cosas que en el baby shower no me dieron.

Y el día llego, mi corazón estaba a punto de estallar, y al ver su hermosa cara supe que todo había valido la pena, que los nervios y el dolor que sentí horas antes no era nada comparado con lo que ahora tenia en mis brazos y el amor me inundo de nuevo.

BIENVENIDA A LA BIMATERNIDAD

En este segundo embarazo la cosa no fue del todo distinta hubo muchos cambios y notorios con mayor rapidez.

Pero esta vez me agobiaban cosas diferentes a la experiencia anterior, ahora veía a mi primogénito con nostalgia pues veía lo mucho que había crecido y me daba mucho pesar saber que ahora no podría dedicarme completamente a él, tenía pavor de no poder estar para él, de que se sintiera desplaza a pesar de mis esfuerzos por hacer le sentir y saber que no era así.

Me entristecía saber que ya no sería exclusivamente para él, me daba miedo que no se fuera a llevar bien con su hermano, y que me reprochara por no estar cuando me necesitaba.

Me preocupa no estar preparada para el reto de atender a dos niños, un esposo, casa y universidad.

Pero los momento gratos no faltaron la alegría al ver al hermano mayor sonreír al escuchar el corazón de su hermanito, al elegir su ropa o sus juguetes.

Pero más aún cuando lo vio por primera vez, en ese momento supe que si les demostraba a los dos con amor y paciencia que ambos eran mi mas preciado tesoro todo estaría bien.

Las mujeres somos un manojo de emociones y en el embarazo eso no cambia.