All for Joomla All for Webmasters
 

Maternidad

Maternidad

Para ti mamá de otra mamá que te entiende.

Hoy me dirijo a ti mamá con todo mi cariño, mi respeto y sobre todo mi admiración, por el amor, la dedicación y el esfuerzo que das al cuidar y guiar a tus hijos como lo hago yo todos los días.

A ti mamá que aún cargas a tu hijo en el vientre, entiendo la impaciencia que sientes por tenerlo en tus brazos, los sueños e ilusiones que te invaden cuando piensas en él o ella, como tu corazón se acelera cuando escuchas ese latido o sientes cada uno de sus movimientos, conozco tus miedos y preocupaciones, y sólo puedo decirte que confíes en ti y en cada una de tus decisiones pues cada una de ellas las tomarás siempre pensando en el bienestar de tu bebé.

A ti mamá que llevas a tu hijo en brazos, sé lo cansado que puede ser, pero también lo maravilloso que es poder tenerlo tan cerca, poder oler ese aroma tan maravilloso que despiden, poder contemplar lo magnifica que es la naturaleza, como sus ojos se pierden en tu mirada y como puedes pasar horas contemplando su cara mientras duerme. Disfruta, aunque a veces parezca imposible de esta etapa, porque ese placer de tenerlo en brazos pasa volando.

A ti mamá que llevas a tu hijo de la mano, disfruta de eso de esos primeros pasos, pues serán uno de sus primeros logros, con los que empezará conquistar el mundo, y que mejor que lo haga de tu mano. Será agotador seguirle el paso, pero estoy segura y por experiencia de lo digo que vas a disfrutar y a atesorar cada paso que dé de ahora en adelante. 

A ti mamá que llevas a tus hijos en el corazón, sé que los llevas ahí desde el día que supiste de su existencia, pero ahora que crecieron y emprendieron el vuelo, sólo puedo agradecerte por todo lo que hiciste por ellos, por lo bueno y lo malo, que al final de cuentas los hizo las personas que hoy son, por las noches en vela, por ser enfermera, chofer, cocinera, por no darte por vencida con ellos, por confiar cuando nadie más lo hacía, por estar cuando más te necesitaron y más aún, por estar presente cuando sintieron que no merecían que estuvieras ahí.

A ti mamá que tienes un hijo en el cielo, a ti más que a nadie te admiro, porque hoy te entiendo. Entiendo tu dolor, tu vacío, tu tristeza. A ti que vives una maternidad en silencio, a ti que, aunque la gente haga comentarios bien intencionados te llegan a quitar el título de madre por no tener un hijo en brazos o una cuna vacía, a ti te digo que eres única y maravillosa, y que, aunque no puedas ver y abrazar ese pedazo de ti que hoy está en un lugar más allá de dónde podemos imaginar, siempre serás mamá, digan lo que digan.

A todas y cada una de ustedes, que sin conocernos caminamos juntas en este camino de la maternidad, hoy les digo, de mamá a mamá que las admiro, las abrazo y las tengo en mi mente siempre, porque me veo reflejada en ustedes, como quizá lo hagan en mí.

via GIPHY